CHINA, LA PARADOJA DE STOCKDALE Y LA NUEVA NORMALIDAD

La pandemia del COVID19 ha trastocado, desde hace más de un año, la vida tal y como la conocíamos. En el plano internacional, algunos estados han sabido gestionar la incertidumbre mejor que otros, ese es el caso de China y su política para fomentar el crecimiento de su economía, basado en grandes planes de inversión.

GUYANA, ¿EL ÚLTIMO PETROESTADO?

Guyana, país sudamericano tradicionalmente pobre y con importantes índices de corrupción parece haber encontrado en el petróleo un revulsivo económico vital. No obstante, el país deberá lidiar primero con el conflicto territorial que mantiene con Venezuela y con la importante división étnica existente en el territorio.

¿LA CUARTA TRANSFORMACIÓN MEXICANA?

Tras la toma de posesión de Andrés Manuel López Obrador como presidente de México, las expectativas eran elevadas. No solamente por su perfil, sino por las promesas ideológicas tan heterodoxas para atajar males endémicos del país. Tanto es así, que el propio AMLO auguraba un profundo cambio y una compleja remodelación tras décadas de corrupción, desigualdad, nepotismo y violencia. Obrador anunciaba una Cuarta Transformación.   

RUMANÍA CIERRA LA PUERTA A CHINA

El nuevo Gobierno implementa una política de bloqueo de las inversiones chinas, tras la exclusión de Huawei del despliegue 5G y la terminación del contrato nuclear. En el trasfondo se encontraría el deseo de privilegiar su relación con EE.UU. como garante fundamental de su seguridad.

EL “SUEÑO CHINO”, CADA VEZ MÁS CERCA

China se ha propuesto arrebatar definitivamente el hegemón mundial a Estados Unidos y pretende hacerlo por la vía económica y comercial. Para ello está llevando a cabo ambiciosas políticas de interdependencia económica con diversas regiones del globo con el objeto de que pronto, todas las grandes decisiones en esta materia se tomen desde Pekín.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑